Cómo reducir las vibraciones en una pala de pádel

En este artículo vemos qué es la vibración en la pala de pádel y qué la produce. También te ofrecemos una serie de consejos para minimizarla al máximo

Cómo reducir las vibraciones en una pala de pádel
29 Mar 2018

Las características técnicas de cualquier implemento deportivo que utilicemos deben adecuarse al tipo de juego que desarrollemos en la pista, el nivel que poseamos o nuestras preferencias escogidas a medida que avanzamos de nivel. En el pádel existen múltiples factores que nos llevan a escoger un tipo u otro de pala pero en la mayoría de casos buscamos eficacia, versatilidad y comodidad frente al gran número de impactos que soportará en su vida útil. La vibración es una de las principales preocupaciones de los jugadores ya que un exceso se notará en el rendimiento del mismo, así como en el riesgo de padecer lesiones de codo y muñeca. En este post queremos darte algunos trucos y consejos para reducir al máximo las vibraciones en tu pala de pádel.

¿Qué es la vibración?

Como si de una raqueta de tenis se tratara, la pala está compuesta por un conjunto de materiales que determinan la dureza de la misma, al igual que la tensión aplicada en el cordaje de una raqueta. Se podría definir, en otras palabras, como la capacidad de deformación que posee la pala ante el impacto de la bola y de esta depende, precisamente, la salida de la misma. Si una pala es muy dura se deformará poco y toda la vibración y la potencia será transmitida hacia nuestras articulaciones (en especial la muñeca y el codo).

Por el contrario si una pala es blanda en exceso el golpeo perderá una gran cantidad de potencia y será contraproducente en términos técnicos. La vibración de la pala es analizada mediante test previos una vez está acabada en su conjunto, para medir la calidad de la fibra de vidrio o de carbono. Cabe mencionar también que cada marca y modelo varia su vibración en distintas medidas, algo que es beneficioso para el jugador que quiere jugar a padel ya que puede escoger entre distintos niveles de vibración según su estilo de potencia o de control.

¿Cómo reducir las vibraciones en la pala?

El principal factor en el que debemos fijarnos a la hora de escoger una u otra pala de pádel es el tipo de goma que se ajusta en mayor o menor medida a nuestra práctica sobre la pista: goma EVA o FOAM son las dos gomas por excelencia. Además de esta amortiguación algunas marcas incorporan innovaciones extras para reducir al máximo la cantidad de vibración que llega a nuestro codo. Es el ejemplo de las cápsulas dispuestas cerca del puente e incluso en el grip, como es el caso de la marca Nox. Si tu pala no posee de serie estas cápsulas y aún así notas que existe una dureza en exceso en tu pala, la mejor opción es la incorporación de antivibradores externos.

Se trata de unas piezas colocadas en los agujeros de la pala que permite, además, influir en el balance de nuestro implemento. Si los colocamos en la cabeza de la pala lograremos dotar de potencia a la misma. Por el contrario, si los disponemos en la parte baja de la pala primaremos el control frente a la potencia. Además existen en multitud de colores para que se adapten estéticamente al diseño de tu pala. No solo eso, los antivibradores, así como otras herramientas encargadas de reducir las vibraciones, también ayudan a incrementar la durabilidad de la pala ya que la absorción de impactos es mayor y la dureza se reduce al máximo.

Ejemplos de palas para evitar la epicondilitis

Marcas como Royal Padel fabrican palas de pádel especiales para evitar la epicondilitis. Por ejemplo, vimos a fondo las características de la pala Royal Padel WHIP 2018 que está desarrollada especialmente para el jugador que tiene tendencia a padecer el codo de tenista gracias a que el núcleo es de foam y aporta un tacto suave. Palas que también minimizan el riesgo a sufrir esta inflamación son las palas de la marca Akkeron como la nueva Furia Legacy 2018.

Otro de los ejemplos es la pala Hack de Paquito Navarro que incorpora una pieza llamada Vibradrive en el puño en el que se combina con una pieza de caucho de alta elasticidad dividiéndolo por la mitad. Este elemento absorbe la mayor parte de las vibraciones producidas en el juego, sobre todo en golpeos descentrados. Estas palas de pádel y muchas más, puedes encontrarlas en nuestra tienda Zona de Padel, ¡descúbrelas!

Eduardo Medina Solves
Autor:

Licenciatura en Marketing. Técnico de producto en Zona de Padel. Probar, testear y catar es mi trabajo diario.

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

1 comentario
  1. El único método probado son los antivibradores ShockOut.
    Certificados por la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Industriales de la Universidad Politécnica de Madrid.