El porqué de la cuerda en la pala de pádel: Importancia de uso

Cordón trenzado, brazalete o corrredero, sea cual sea el tipo de cuerda de nuestra pala de pádel, os enseñamos lo importante que es su uso durante el juego

El porqué de la cuerda en la pala de pádel: Importancia de uso
30 Mar 2017
71

Las reglas en cada deporte no solo están escritas para asegurar una disputa justa y equitativa, también para salvaguardar la seguridad de los jugadores que forman parte de un encuentro. El elemento de seguridad por excelencia en la pala de pádel es el cordón que cuelga del final de la empuñadura.

Este complemento suele ser enlazado en la muñeca de cualquier manera, e incluso no se llega a utilizar en algunos casos, un error que nos saldrá caro en cuanto a sanciones y en cuanto a posibles lesiones de muñeca o traumatismos.

Reglas e importancia

La Federación Internacional de Pádel incluye en su reglamento el siguiente párrafo, en el apartado de “Reglamento de la pala, la pista y la pelota”: deberá tener un cordón o correa de sujeción a la muñeca como protección contra accidentes.

Su uso será obligatorio. Este cordón deberá tener una longitud máxima de 35 cm. Por lo tanto, y según el reglamento, el cordón no es una opción sino una obligación, que en caso de incumplimiento conllevará las sanciones correspondientes por parte del colegiado si estás disputando un partido oficial, torneo, etc.

El pádel es un deporte caracterizado por los golpes de potencia con palas muy ligeras y corremos el riesgo de que la pala salga disparada si, en cualquier momento, no disponemos de un agarre adecuado. El cordón será el encargado de frenar su salida descontrolada por la pista. Y también la manera correcta de agarrar la pala de pádel, influirá por supuesto.

Sin embargo puede suponer un elemento distractor para jugadores que no estén acostumbrados, por lo que deberán buscar el tipo de cordón que más se adecue a sus preferencias según la pala que lleve.

Por otro lado el cordón también nos hará sentirnos más seguros de cara a golpes donde tengamos que alejar la pala o dotar a la bola de una velocidad mayor de la común. La forma de enlazarlo a la muñeca también dependerá del tipo de jugador y de cómo se sienta más cómodo

Cordón trenzado

El cordón trenzado es el más común entre las diferentes marcas, por ejemplo, en la imagen previa de las palas de pádel Black Crown. Se trata de una cuerda entrelazada entre sí para formar un agujero en la parte final donde introduciremos la muñeca.

Hay jugadores que le dan dos vueltas cuando son demasiado largos para sentir la pala más cerca, aunque esto genera algunos inconvenientes como la falta de movilidad o la sudoración excesiva que se transmitirá al grip a lo largo de un partido.

Es entonces cuando se te resbalará y el cordón tendrá más desventajas que beneficios, por lo que colocarlo con unos cuantos centímetros de sobra te ayudará a solventar este problema.

Cordón brazalete

Una de las marcas que usa el cordón de brazalete en las palas es Bullpadel como vemos en la imagen anterior. Está formado por un cordón un poco más ancho que el anterior, a modo de brazalete, que se ajusta a la muñeca por la parte final.

De longitud es, quizá, el más adecuado ya que así se evitaría el problema de sudor comentado anteriormente. Sin embargo cuesta cierto tiempo de adaptación a este cordón ya que al ser más grueso, es más molesto para el jugador en sus primeras partidas de pádel.

Cordón corredero

La marca de pádel Vairo la usa a menudo en sus palas de pádel. Es igual que el primero solo que dispone de un nudo corredizo para adaptar el hueco al tipo de muñeca del jugador, o según los gustos del mismo para este elemento de seguridad.

Como conclusión, de esta manera es el cordón el que se adapta a ti, sin necesidad de darle vueltas a la muñeca para acercar la pala a tus preferencias, como sucede en los anteriores casos.

Dejar un comentario